Paz en medio de la tormenta – Viviendo en los mas altos lugares

“Él se levantó, reprendió al viento y ordenó al mar: — ¡Silencio! ¡Cálmate! El viento se calmó y todo quedó completamente tranquilo.” (Marcos 4:39)
Israel Costa
26 de julio de 2011