Venciendo La Dureza de Corazón – 28 Noviembre 2015

Jesús se les quedó mirando, enojado y entristecido por la dureza de su corazón,
y le dijo al hombre: extiende la mano. La extendió, y la mano le quedó restablecida.
Marcos 3:5
Pr.Stephan Medina
Sabado, 28 Noviembre 2015
Doral, Fl – USA